«menos mal que tenemos la costumbre, los seres humanos, de creer en la Historia, y recogemos datos de nosotros mismos: fotografias, tarjetas, recuerdos, numeros de telefono de gente, posavasos, etc. Huellas de nosotros mismos y de los demas»